El podcast, una herramienta de comunicación corporativa que está creciendo

 

Ocho pautas para ser efectivos en la comunicación empresarial

 

Los podcast tienen cada vez más oyentes y adquieren más importancia en las estrategias de comunicación de las empresas. Se considera una herramienta clave para acercarse a un público joven y alejado de los medios de comunicación tradicionales. El 39% de los oyentes escuchan podcast en España, según datos del Podcast Days 2019 celebrado este mes de octubre.

Con la llegada de los podcast los oyentes pueden elegir: qué escuchar, dónde y cuándo. Aunque en un principio se pensó que sería competencia de la radio tradicional, el tiempo está demostrando que el radioyente habitual no consume este nuevo formato. Sin embargo, el éxito de algunos podcast, sí que los ha llevado a las ondas de la radio. Lo que ha hecho que ambos medios, a veces, vayan de la mano.

 

¿Cómo podemos comunicar eficazmente con podcast?

 

Cuando una empresa decide apostar por los podcast, ha elegido la plataforma que usará para subirlo online, decide cómo publicará, quién será su voz o voces y qué contenido incluirá; la siguiente pregunta es cómo hacer esto de forma efectiva.

Para comunicar de una forma eficiente hay que tener en cuenta el medio en el que nos movemos, la audiencia a la que nos dirigimos, las herramientas con las que contamos y la personalidad de la empresa. Al margen del equipo técnico…

 

Ocho pautas de comunicación corporativa que harán que nuestros podcast empresariales sean eficientes:

Tematica

Hay que elegir el contenido principal del canal y, a partir de ahí, ir viendo los temas que se podrían ir tratando en las diferentes entregas. Aquí aplica esto de “quien mucho abarca poco aprieta”; es mejor una temática concreta y definida que ampliar mucho el campo y perdernos.

Un objetivo

En la comunicación empresarial siempre es importante marcarse objetivos; esto sirve para podcast, blog, redes sociales o las tradicionales notas de prensa. Debemos saber dónde vamos para poder trazar una estrategia para llegar a ese punto o que nos acerque a ello. Este objetivo puede ser tanto cuantitativo como cualitativo. No obstante, debe ser algo que dependa del trabajo del equipo de comunicación y no del exterior; es decir, el número de publicaciones que hacemos depende de la empresa, el número de seguidores que consigamos, no.

Estrategia

Define bien la periodicidad de las publicaciones, la duración de cada episodio, el contenido, si habrá secciones fijas, colaboradores, entrevistas, música… Como un programa de radio o televisión, “la mejor improvisación es la que está escrita”; así que cuanto más definido tengamos la forma de nuestros podcast más eficientes será la herramienta.

Llamada a la acción

Toda comunicación empresarial debe ir enfocada a llamar a la acción, independientemente del formato. El objetivo de la comunicación corporativa es dar a conocer a la empresa y sus productos o servicios para que los receptores quieran, al menos, probarlos. No te olvides de enfocar tus podcast a la llamada a la acción sin que suene publicitario o un anuncio.

 

Lee también: Descubre cómo crear un podcast paso a paso

 

Calendarización

Poner por escrito cuándo grabaremos, cuándo subiremos cada capítulo, qué contenido se incluirá en cada uno… nos enseñará como en un mapa visto desde arriba un trabajo completo que nos ayudará a organizar los contenidos, mantener el ritmo y enganchar a los oyentes. Además, conforme vayamos recopilando información podemos ir viendo en qué fecha y capítulo podemos incluirlo.

Un guion

Los podcast son frescos y la improvisación y espontaneidad los caracteriza, sin embargo, contar con un guion previo ayudará a no perdernos, no irnos de tiempo y que no se nos quede nada importante por decir.

Educación

Aunque poco tienen que ver con la radio y la televisión, los podcast sí que siguen unas pautas de educación. Saluda al inicio y despídete al finalizar. Parece obvio pero a muchos se les olvida.

Ritmo

Como en radio o en televisión, el ritmo es lo que hará que los oyentes quieran escuchar más o se aburran y pausen antes de terminar el audio. Tener un guion, una estrategia, un esquema concreto, unos contenidos definidos… ayudará pero también habrá que imprimir ritmo a las palabras. Para ello puedes jugar con varias técnicas: vocalización, el tono o modulado de la voz, la pasión al hablar, el número de voces, la música… Si hacemos todos de forma monótona provocaremos el aburrimiento.

 

Si quieres apostar por esta nueva herramienta en tu comunicación empresarial, planifícate y decide qué puedes ofrecer y en qué formato.

 

 

Lea además:
Refuerza tu estrategia en las redes sociales creando un podcast
La nueva programación de televisión en abierto se enfoca hacia el uso de la doble pantalla
¿Cómo sacarle provecho a las historias destacadas de Instagram?
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *