8 consejos útiles para convertir a tus clientes en tus mejores fans

 

¿Sientes que no llegas a tus clientes? ¿tienes la sensación que no entienden tu modelo de negocio? ¿desconoces por qué tus seguidores en las redes sociales no crecen pese a tus esfuerzos? ¿no sabes por qué sumas clientes nuevos pero estos no repiten?

Conseguir la fidelización del cliente es uno de los sueños dorados de todas las empresas. Las agencias de comunicación experta en estos lares siempre dicen que es más fácil  conseguir una venta nueva que lograr la segunda. Eso sí, que sea complicado no quiere decir que sea imposible. Lo primero es contar con un buen servicio/producto y después contar con una buena estrategia de comunicación parta dotar a la marca de credibilidad y para hacer sentir al cliente que sin él no somos nada. Ganarse su confianza es la base de cualquier relación comercial de éxito y puedes hacerlo siguiendo estos consejos:

  1. Satisfacción del 100%. No sólo vale ofrecer un excelente producto o servicio, es imprescindible ir un paso más allá y saber adaptar nuestra oferta a las necesidades del cliente. Ver qué expectativas tiene y mejorarlas es la vía más corta para llegar a su corazón. Además este rasgo permitirá la diferenciación respecto a la competencia.
  2. Equipo proactivo. Es importante contar con empleados que sean atentos con el cliente, sepan escuchar y sean flexibles. En el menor tiempo posible tiene que entender sus necesidades, avanzarse a sus deseos y proponer soluciones. Su actitud repercutirá en el índice de ventas sin lugar a dudas. Además no podemos olvidarnos de la importancia de las formas: recibir con una sonrisa, presentarse, saber el nombre del cliente… todo esto ayuda a la fidelización e impulsa la confianza.
  3. Responder a las demandas lo antes posible. ¿Verdad que a nadie le gusta que le dejen esperando 10 minutos al teléfono? Pues tampoco nos gusta esperar semanas a tener una respuesta vía email o redes sociales. Si abrimos nuevos canales de comunicación es para explotarlos y dedicarles tiempo, si no la marca acaba dotándose de una imagen de dejadez que no beneficia a nadie. Y sobre todo hay que dar prioridad a las quejas y comentarios negativos para evitar que con el paso del tiempo se produzca el efecto bola de nieve.

Lee también: Sabes convertir a tu cliente en tu mayor fan? 

  1. Cuida tu imagen digital. En pleno siglo XXI toda empresa, grande o pequeña, tiene que contar con una web moderna, actualizada y, muy importante, responsive. Un espacio que será la tarjeta de presentación de la empresa por lo que esta debe sentirse identificada con ella e invertir en su mantenimiento. Tampoco podemos olvidar que es importante incluir un blog que ayude a mostrar la filosofía de la empresa
  2. Explora las herramientas de comunicación existentes. Desde WhatsApp, hasta Facebook, pasando por las newsletters y los mailings. Exprime al máximo todos aquellos canales que te permitan tener una comunicación directa y regular con tus usuarios. Será la mejor forma de conocer qué necesitan, qué esperan de ti, si hay quejas o si están satisfechos. Además estas plataformas te servirán para hacer promociones, descuentos, anunciar el inicio de las rebajar, organizar concursos, etc. Mostrarse accesible es una de las claves de la fidelización y contar con una estrategia de social media es imprescindible para lograrlo.
  3. Contacto recurrente. Newsletter, mailings, organización de eventos, tarjetas de fidelización, todo vale para atraer a ese público que ya te conoce pero que no ha repetido visita. Vivimos rodeados de marcas, así que hay que hacer un esfuerzo extra por resaltar y recordar que seguimos aquí.
  4. Bases de datos segmentadas. Un contacto directo y recurrente con nuestro target nos permite ir recabando información sobre su edad o lugar de residencia, pero también sobre sus gustos, miedos y expectativas. Utilizar este conocimiento para crear bases de datos segmentadas aumentar la eficacia de nuestras comunicaciones, ya que podremos personalizarlas más y acertar en lo qué desea el cliente..
  5. Sorprende. Como hemos dicho antes la competencia es feroz en el terreno digital, por ello hay que intentar siempre ir un paso por delante y sorprender. La sorpresa permite acercarnos al usuario y que él se sienta atraído por lo qué hacemos. A través de acciones de street marketing o creando un flashmob podemos atraer a nuestro público y hacer que nos vuelva a tener en cuenta. Mucha originalidad y dejarse llevar por la creatividad. ¡Esa es la clave!

La fidelización es un trofeo que toda marca quiere llevarse a casa, pero sin una buena estrategia de comunicación  y un buen equipo que la implemente es muy difícil cruzar la meta. No hay que tener miedo en invertir en este tipo de acciones ya que no hay mejor campaña de publicidad que las palabras de un cliente satisfecho.

 

Lea además:

Cuando toca decir que no a un cliente 

Las 5 claves que debes de tener en cuenta antes de reunirte con un cliente 

La revolución de la Atención al Cliente en las empresas durante la nueva Era Digital 

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *