Cómo afecta a empresas el control del horario laboral

El 12 de mayo entró en vigor en nuestro país la Ley de control horario por el que las empresas están obligadas a registrar el inicio y final de las jornadas laborales de todos sus trabajadores. Con ella, la Inspección de Trabajo tendrá constancia de las horas realizadas por todos los empleados, independientemente de su jornada laboral con lo que se evitarán fraudes y abusos; mientras que para el empresario será una oportunidad para mejorar la productividad y llevar un control del absentismo laboral.

 

Hasta ahora llevar este registro era imprescindible para ciertos tipos de trabajadores, pero tras la publicación del Real Decreto Ley 8/2019, del 8 de marzo, el registro de la jornada laboral tiene que hacerse diariamente indicando la hora de inicio y finalización del trabajo.

 

Además, según reza en la ley éste registro de las jornadas laborales deberá ser conservado por las compañías durante cuatro años y podrá ser solicitado tanto por una Inspección de Trabajo como por el Representante de los Trabajadores. Mientras que, en el caso de los trabajadores a tiempo parcial será obligatorio entregar una totalización de las horas al trabajador junto con la nómina.

 

“El debate está abierto para los empresarios, pero, pese a ser reacios al control horario obligatorio, lo cierto es que este nuevo sistema de control horario cuenta con numerosos beneficios para las empresas como mejorar la productividad, acabar con el absentismo laboral, para incentivar el bienestar laboral y la conciliación, y para trabajar en la motivación del equipo”, explica Gaspar Palmer, fundador de OpenKM, compañía que ha desarrollado una funcionalidad de control horario asociado a OpenKM, una solución gratuita y sencilla dedicada al registro horario para ayudar al tejido empresarial en esta nueva obligación.

 

Lo cierto es que en el caso de que la empresa incumpla este requisito la Inspección de Trabajo lo consideraría como falta grave y la compañía puede enfrentar una multa máxima de 6.250 euros, por lo que emplear una herramienta como Sistema de control horario, que cumple con todos los requisitos tipificados en la ley, puede evitar este tipo de sanciones.

 

La solución planteada por OpenKM es multiplataforma por lo que puede ser instalada en un PC, smartphone o tablet. Con ello, se pretende adaptar esta herramienta a aquellas personas que trabajan fuera del centro de trabajo como comerciales, técnicos, etc., o bien a aquellos que teletrabajan.

 

“En OpenKM sabemos que el tiempo es oro y ahora más que nunca”, señala Palmer.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.