#YoSoyJuanaRivas, un movimiento solidario que ha revolucionado las redes sociales

Comunicación, esta es la clave para divulgar cualquier mensaje ya sea empresarial o social. Las herramientas y canales siempre son los mismos aunque vayan evolucionando con la tecnología, sin embargo, para que los mensajes se expandan debe haber un sentimiento que haga partícipe al público y lo invite a la acción. Esta clave también está detrás del caso de Juana Rivas, la madre que ha decidido escapar con sus hijos para no entregarlos a su padre denunciado por violencia de género.

#YoSoyJuanaRivas o #JuanaEstáEnMiCasa han sido los mensajes que han inundado las redes sociales para respaldar la decisión tomada por la mujer. Detrás de la mayoría de tweets, posts y publicaciones se esconde un sentimiento común de la ciudadanía: “haría lo mismo que ella”. Un apoyo incondicional que ha surgido de forma espontánea tanto entre anónimos como entre personajes conocidos (actores, políticos, cantantes, periodistas, escritores…), aunque fundamentalmente mujeres.

Este caso mantiene en vilo a la opinión pública ya que sentará precedentes para futuras madres que se encuentren en el futuro en la difícil situación que está ahora mismo Juana Rivas. Esto ha hecho que la respuesta sea viral y una ola de solidaridad haya invadido las redes sociales.

La movilización popular comenzó en un pequeño pueblo de Andalucía, Macarena (Granada). El municipio amaneció con muchos negocios mostrando un cartel con el “grito de guerra”: Juana está en mi casa. Pronto el mensaje saltó a los medios de comunicación que daban la noticia de que no se habían entregado a los niños y a las redes sociales.

#JuanaEstáEnMiCasa se convirtió en trending topic en Twitter y los memes pronto llegaron a Facebook, Instagram y Whatsapp. Precisamente en este chat instantáneo ha corrido de smartphone en smartphone el mensaje: “Hola, Juana. No sé dónde estás, pero si lees esto quiero que sepas que puedes contar conmigo para esconder a tus hijos. Seguro que con muchas otras mujeres también”.

Este movimiento a través de las redes sociales ha dado lugar a la creación de la Plataforma de Apoyo a Juana Rivas desde el Centro de la Mujer del Ayuntamiento de Macarena. Además, ha reforzado la petición de la plataforma Change.org dirigida al Ministerio de Justicia que presentó el Centro de la Mujer de la localidad.

Hasta el momento, aunque Juana Rivas está escondida con sus hijos nadie la busca. Ni la autoridad judicial ni el abogado del padre han dado el siguiente paso para que esta fuga se considere un secuestro.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *