La blogosfera

La blogosferaActualmente los blogs se han convertido en un canal más de comunicación para empresas y marcas. Podemos encontrar blogs de prácticamente todos los sectores (madres, ahorro, moda, DIY, bodas…) y distintas formas de comunicarse (escritos, videoblogs, de comics, fotos…). Todos tienen en común que hablan desde la experiencia personal y alejándose de la objetividad que se supone en los medios de comunicación.

Sin embargo, los blogs se pueden clasificar en dos grupos dependiendo de la intención del blogger: por un lado, están quienes buscan monetizar su blog, vivir de ello, y, por otro, quienes lo tienen como un hobby. Esto que aparentemente es una decisión personal influye directamente en la relación del blogger con las marcas o empresas.

En el primer caso, suelen ser autónomos o empresa y, por tanto, pueden facturar, lo que hace posible firmar contratos con empresas y marcas para publicidad, colaboraciones, posts patrocinados… En el segundo caso, el blogger ya tiene un trabajo y el blog es su pasatiempo por lo que no cuenta con la infraestructura financiera para poder facturar a una empresa por un servicio. No obstante, ambos grupos pueden aceptar pago en productos o servicios así como muestras para testeo.

Relación marca-blogger

Como hemos dicho antes, si los bloggers tienen una cosa en común es que hablan desde su experiencia. Es decir, en principio, no van a publicar una nota de prensa o una información que les proporcione una marca o empresa a menos que sea pagando. Lo que buscan los blogs es probar el producto o servicio y contar SU experiencia en primera persona. Y SU lo ponemos en mayúsculas porque es suya, es decir, su visión, sus sentimientos, su opinión… sobre ese producto o servicio. Por tanto, dirán lo bueno y lo malo.

Cuando una marca o empresa comienza una relación con un blog debe conocer bien quién está detrás, qué tipo de blog es y qué valora de los productos o servicios. Además, cuando le envía muestras o le ofrece el servicio para que lo pruebe, la empresa debe saber que en su opinión seguramente habrá cosas positivas o negativas.

Así que si no queremos que se publique nada negativo tenemos 2 opciones: pagar un post patrocinado en lo que solo digan lo bueno u ofrecerles esa muestra para que lo pruebe y su opinión nos la diga a nosotros como empresa para mejorar nuestro producto o servicio y no para que la publique.

Antes de tomar una decisión, desde Agenciadecomunicacion.org os recomendamos tener en cuenta que a veces lo negativo para una persona puede ser positivo para otra. Por ejemplo, para mí los nuevos helados minis pueden ser ideales porque me puedo dar el capricho de comer helado sin pasarme en calorías, pero para otra persona que no tenga miedo al peso los formatos mini pueden ser demasiado pequeños ya que con uno ni se entera de que comió helado. Así que muchas veces se trata de buscar aquellos bloggers que realmente son el target de tu marca o empresa.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *