Las 3 grandes crisis de comunicación institucional del 2015

 

Las 3 grandes crisis de comunicación institucional del 2015En 2015 se han producido cientos de crisis de comunicación y también las instituciones y organizaciones se han visto afectadas. De todas las sucedidas en Agenciasdecomunicacion.org vamos a destacar 3:

Refugiados
Alrededor de un millón de personas intentaba llegar a Europa, principalmente desde Siria, buscando protección. El origen de esta crisis es la enorme situación de pobreza y de guerras que sacude a algunos países. El 2 de septiembre, el pequeño Aylan, un refugiado sirio de 3 años, apareció sin vida en una playa. La imagen dio la vuelta al mundo a través de medios de comunicación y redes sociales. Con esta imagen, el mundo pareció tomar conciencia de la crisis de los refugiados.

Esta foto provocó una corriente humanitaria mundial, los líderes europeos debatieron el tema y hubo signos de apertura a los refugiados. Meses después, Europa apenas ha cambiado sus políticas migratorias y los ciudadanos parece que nos hemos olvidado. Este caso es un ejemplo claro de una crisis humanitaria real pero el problema es de otros así que pasada la euforia, fin del conflicto.

FIFA
En mayo de 2015, se acusaron a 9 autoridades de la FIFA de haber utilizado el sistema financiero internacional para cometer delitos de fraude, sobornos y blanqueo de dinero. Todos los medios de comunicación del mundo publicaron la noticia y el listado de involucrados no dejaba de crecer. La fiscalía de Nueva York, las autoridades suizas y el FBI llevaba 9 años trabajando en este operativo. Sin embargo, la crisis solo se tradujo en una pérdida de reputación del organismo.

La explicación de que esta gran crisis de comunicación no fuese a más, es que el caso no afectaba directamente a los intereses económicos de las personas, no tenía un vínculo de unión con ellos. Es más, el espectáculo del fútbol continuó, la pelota siguió rodando y los aficionados siguieron disfrutando de cada partido. Finalmente, este caso de corrupción se convirtió en un entretenimiento más que añadir al espectáculo futbolístico, pues no afectaba a las personas sino a los dirigentes.

Petrobras
La Justicia brasileña denunció en 2015 un gran caso de corrupción que se venía investigando desde hacía 12 años y que afectaba a numerosos funcionarios del gobierno, Petrobras, empresas contratistas y políticos. La crisis de comunicación estalló justo tras Dilma Rousseff haber sido reelegida. Sin embargo, el conflicto no perjudicó en profundidad a las empresas involucradas. El negocio era de energía y sus clientes no dejaron de consumir energía por una crisis de reputación. Las consecuencias fueron más bien hacia el exterior donde Brasil en particular y América Latina en general reforzaron la idea de que son permeables a la corrupción y la falta de respeto por la ley.

La única movilización que supuso en Brasil fue el reclamo de mayor transparencia y honestidad por parte del gobierno y sus empresas. Curiosamente, esta petición no se realizó cuando el país gozaba de prosperidad sino en el marco de una creciente crisis económica. La lectura que podemos hacer es que en momentos de crisis social y económica, se incrementa la sensibilidad de la población y somos menos tolerantes ante casos de corrupción.

 

 

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.